En estos días de recogimiento en los que no podemos estar compartiendo con todos los malagueños las sentidas notas que Eduardo Ocón nos regalara en su famoso «Miserere», no queremos dejar de compartirlas con todos ustedes.

La Coral decana de Málaga quiere que la música nos una aún más y os pide que también vosotros os quedéis en casa para que pronto podamos reencontrarnos en los escenarios y seguir celebrando nuestro medio siglo de existencia.